Trucos para Cortar Jamón en Casa; Pocas cosas son tan deliciosas como una buena pata de jamón. Una verdadera joya gastronómica que no debes perderte. Para poder disfrutar de esta delicia, es fundamental aprender a cortarlo correctamente. Cortar un jamón parece una tarea complicada, pero nada más lejos de la realidad. En pocos pasos puedes aprender a cortar un jamón ibérico como un profesional.

¿Quiere sacar el máximo partido a tu jamón y cortarlo con seguridad? Con estos trucos, repasaremos desde cómo colocar el jamón en el jamonero hasta lo que hay que tener en cuenta para evitar cualquier accidente al cortar el jamón.

Trucos para Cortar Jamón en Casa

Trucos para Cortar Jamón en Casa

¿Dónde Poner el Jamón en Casa?

Probablemente no tengas un lugar ventilado, fresco y con poca luz y por eso solemos poner el jamón en la cocina… mal. La cocina es uno de los puntos más calientes de la casa y es el sitio con más olores, olores que pueden impregnar el jamón, ahogando sus deliciosos sabores. Lo ideal es colocarlo en un jamonero y dejarlo en la habitación más grande de la casa, el salón puede ser una buena opción, aunque pueda parecer extraño.

¿Cómo se Pone la Pata de Jamón en el Jamonero?

Una vez que tenemos nuestro jamón, lo primero que hay que hacer es sacarlo de su caja y/o funda. El jamón es un producto vivo y es importante que no permanezca demasiado tiempo al aire libre.

Abre la caja, saca el jamón, retira la tapa, el papel, la cuerda y todo el embalaje. De este modo, el jamón se conservará perfectamente. Si pasa demasiado tiempo en la funda o en la caja, puede sufrir alteraciones y perder cualidades sensoriales que afectan al placer del jamón.

Empezaremos el jamón por la maza, que es la parte más fácil de empezar y la que más vamos a disfrutar. Cuando el jamón llega a casa, siempre es una celebración, estamos deseando comerlo, por eso siempre empezamos por esta parte del jamón.

Para ello, cogeremos el jamón, lo colocaremos con esta parte de la pezuña hacia arriba y, con movimientos suaves, iremos introduciendo poco a poco el jamón en el jamonero.

Una vez que lo hayamos colocado, lo colocaremos de forma que el jamón quede en esta posición de partida.

Es importante fijarlo bien en el jamonero para ganar estabilidad y seguridad a la hora de limpiarlo, lo que evitará posibles accidentes a la hora de preparar nuestro jamón.

¿Qué Cuchillos se Utilizan para Cortar Jamón?

Para seguir estos trucos para cortar jamón en casa es aconsejable disponer de herramientas adecuadas.

Para limpiar el jamón, utiliza un cuchillo corto y robusto o un cuchillo fuerte de hoja ancha si lo tienes. Es importante tener al menos dos cuchillos, uno para limpiar y marcar los huesos y otro para cortar únicamente.

El cuchillo para cortar jamón, o «jamonero», debe tener una hoja larga y flexible para poder sacar las lonchas con facilidad. Hay muchos modelos diferentes en el mercado. Te recomendamos que compres un cuchillo con la punta redondeada, ya que así evitarás pincharte y, sobre todo, que sólo lo emplees para cortar el jamón.

Es esencial que ambos cuchillos estén afilados.

Por último, es importante contar con un jamonero que te proporcione suficiente apoyo para mantener el jamón en su sitio.

¿Por qué Lado se Empieza a Cortar un Jamón?

Como comentamos en el truco de cómo colocar el jamonero, empezaremos con el jamón por la maza. Esta es la parte más jugosa del jamón y la más fácil de cortar, por lo que se recomienda empezar por ahí.

Haremos una incisión con nuestro cuchillo que nos permitirá hacer un corte circular para empezar a retirar la corteza y la grasa amarillenta que ha protegido a este jamón durante su tiempo de maduración.

Sólo retiraremos la corteza y la grasa de la zona que vamos a cortar, el resto seguirá sirviendo de protección y evitará que nuestro jamón se reseque u oxide.

Lo haremos con cuidado porque la piel es dura y podríamos cortarnos. Abrir gradualmente la zona de corte hasta que aparezca la grasa blanca o rosada. Ahora es cuando empezamos a cortar.

Cogeremos rodajas de unos 4 centímetros, en trozos del tamaño de un bocado, y las colocaremos en el plato. Es importante incorporar tanto el magro como la grasa en cada rebanada.

Coge el cuchillo y muévelo como si estuvieras tocando el violín. Con este movimiento, recorreremos toda la zona de corte. Y ahora tenemos nuestro primer plato de jamón listo para ser comido.

¿Cómo se Conserva el Jamón?

Uno de los trucos para cortar jamón en casa es el relacionado con su conservación.

Los enemigos de la conservación del jamón son el aire una vez abierto, la luz directa y la temperatura.

Una vez cortado, es importante hidratar la zona donde se ha cortado el jamón. Esto se puede hacer con la grasa del jamón.

El resto de la grasa blanca que hemos retirado al principio puede servir para conservar nuestro jamón. También podemos retirar con cuidado parte de la grasa con nuestro cuchillo y extenderla sobre la zona cortada.

Luego podemos poner un film y un paño para evitar la luz solar directa.

También hay que procurar guardar el jamón en un lugar donde no haya fuentes directas de frío o calor.

La mejor manera de conservar el jamón es comer un poco cada día. De un día para otro, la zona de corte puede secarse un poco, pero en cuanto cortemos una rodaja, estará perfecta para volver a comer.

¿Cómo Tienen que ser las Lonchas de Jamón?

La loncha perfecta de jamón debe cumplir cuatro condiciones:

  • Debe ser del tamaño de un bocado, para que quepa perfectamente en la boca y se pueda comer. Debe ser agradable de comer y no debe ser necesario romperlo para probarlo.

  • También es muy importante que sea fina, ya que esto facilita el proceso de masticación. Además, en jamones 100% ibéricos de bellota, cuanto más fina sea la loncha, más rápido se fundirá la grasa en la boca y más rápido comenzará la explosión de aromas y sabores. La grasa es el principal factor responsable de la experiencia que tenemos con cada jamón.

  • Debe tener su parte proporcional de grasa y magro. La grasa aporta suavidad, aroma y jugosidad a la loncha. También reduce el nivel de salinidad, por lo que nuestra percepción de salinidad con un poco de grasa será siempre menor.

  • Debe cubrir todo el ancho del jamón. El interior y el exterior del jamón tienen sabores y matices diferentes, para que podamos disfrutar de todo lo que nos ofrece el jamón.

¿Cómo Evitar la Curva al Cortar Jamón?

Uno de los principales problemas a la hora de cortar jamón en casa es evitar la famosa curva del jamón. Vamos a evitarlo con otro de nuestros trucos para cortar jamón en casa.

El principal consejo para evitarlo es marcar siempre los huesos. Lo primero que aparece cuando cortamos el jamón es el hueso de la cadera.

En cuanto la primera loncha se pega al hueso, el jamón nos dice que hay que empezar a marcar.

Haremos este marcado con un cuchillo de hoja corta y fuerte. Poco a poco, lo iremos introduciendo para separar el magro del hueso. De esta forma llevaremos nuestro corte recto, evitaremos la aparición de la curva del jamón, sacaremos más partido a nuestra pieza, nuestro cuchillo no sufrirá y cortaremos más fácilmente.

Buscaremos el hueso poco a poco y haremos pequeñas incisiones. Lo haremos con mucho cuidado y con lo justo del cuchillo. Haremos una forma de «U».

Una vez marcado este hueso, volveremos a coger nuestro cuchillo jamonero y al cortar la loncha, veremos como se separa del hueso y sale con más facilidad.

A la hora de cortar el jamón, es importante acercar el cuchillo a la zona de corte, cuanto más cerca esté, más control tendremos.

Trucos para Cortar Jamón en Casa - Consejos

¿Cuándo y Cómo Darle la Vuelta al Jamón?

Otra de las grandes dudas que tenemos a la hora de cortar el jamón en casa es cuándo y cómo darle la vuelta al jamón.

Bajamos el jamón siguiendo los consejos que os dimos: limpiar la grasa o la corteza amarilla al cortar, marcar los huesos, mover el cuchillo como si fuera un violín y sacar pequeñas lonchas que cubran toda la superficie, sean finas y tengan su parte de magro y grasa.

El hueso de la cadera habrá aparecido en su mayor parte y llegará el momento en que también aparezca el hueso que divide el jamón, el fémur. Llegados a este punto hay que darle la vuelta al jamón.

Toma el jamón, dale la vuelta y colócalo otra vez en el jamonero para invertir la pieza y colocarla en la babilla. Veremos cómo se apoya el jamón en el jamonero, cuando veamos que encaja bien, lo fijaremos de nuevo para que quede completamente estable.

En este punto podemos empezar a limpiar la grasa amarillenta y la corteza con nuestro cuchillo de pelar, como hicimos cuando empezamos con la maza.

¿Cómo Empezar a Cortar la Babilla del Jamón?

Ya tenemos nuestro jamón listo para empezar con la zona de la babilla, así que seguimos con nuestros trucos para cortar jamón en casa.

Al igual que hicimos con la maza, retiraremos la corteza y la grasa amarillenta que protegió al jamón durante su proceso de maduración.

Utilizaremos el cuchillo de limpieza y lo pasaremos progresivamente sólo en la zona que vayamos a comer.

Una vez que empiece a aparecer la manteca blanca o rosada y la grasa magra, empezaremos a sacar las lonchas.

Al igual que en la maza, el hueso de la cadera empezará a aparecer en la babilla y procederemos a marcarlo de la misma manera que hicimos en todo el corte del jamón.

Mientras la loncha no se separe del hueso durante el corte, marcaremos de nuevo el hueso con nuestro cuchillo. Repite esta acción cada vez que sea necesario.

¿Cómo Evitar Accidentes al Cortar un Jamón?

Hemos visto los principales consejos para cortar el jamón en casa, ahora veremos qué hay que tener en cuenta a la hora de cortar el jamón para no tener un accidente al cortarlo.

Podemos dividir en dos aspectos importantes para evitar cortarse al cortar jamón:

  1. La primera está relacionada con los utensilios de corte: es fundamental contar con un jamonero estable que sujete bien el jamón y ofrezca seguridad a la hora de cortarlo. También es muy importante que los cuchillos estén afilados para no tener que forzarlos al cortar, limpiar o marcar los huesos.
  2. El segundo punto se refiere a la posición de las manos al cortar. La mano que no corta debe colocarse siempre fuera de la trayectoria del cuchillo. Es fundamental cortar con suavidad y sin aplicar fuerza y también pensar en dónde coloco la mano al cortar si el cuchillo resbala.
    Estos dos aspectos son esenciales para evitar un corte o accidente al cortar jamón.

Si te interesa cortar jamón como una oportunidad laboral, puedes hacer un Curso de Cortador de Jamón Profesional y dedicarte a este arte como medio de vida.

¿Buscas realizar un curso de hostelería online?. Tanto si estás empezando como si sueñas con ser un profesional especializado en el mundo de la hostelería, debes saber que es una rama donde se requieren muchas habilidades junto con experiencia profesional. Si te interesa el mundo de la hostelería, estudia un curso o Máster especializado. Asegúrate de hacerlo en un centro acreditado por DQ, disfrutarás de las mejores condiciones de acceso al mercado laboral con reconocimiento a nivel internacional y las mejores facilidades para proseguir estudios superiores universitarios.

No es probable Extremadamente probable

¡Si te ha gustado la publicación «Trucos para Cortar Jamón en Casa», te animamos a estudiar hostelería online o presencial para convertirte en un verdadero profesional del sector hostelero! ¡Dale al Like y comparte, los futuros reclutadores o agentes de contratación, contrastarán que sigues contenido de calidad especializado en tu área formativa o nicho profesional!

Inicio/Hostelería/Trucos para Cortar Jamón en Casa | Estudiar Hostelería Online
Doctrina Qualitas
Últimas entradas de Doctrina Qualitas (ver todo)